Be SMART para niños en San Antonio

    0
    80
    Be SMART es una campaña en San Antonio que apoya a los adultos y padres para hablar con los niños y adolescentes sobre los peligros de armas de fuego. (Foto, cortesía)

    Cada año en los Estados Unidos, casi 100 niños menores de 17 años mueren por disparos accidentales y más de 400 niños se suicidan por medio de un arma de fuego. Una campaña en San Antonio quiere cambiar la conversación entre adultos y adolescentes para reducir esos trágicos resultados.

    “Be SMART” es una campaña resultado del trabajo de Madres Demandan Acción para Tener Medidas de Sentido Común con Armas de Fuego en los Estados Unidos. La campaña toma acción para promover la posesión responsable de armas y reducir las muertes infantiles debido a las armas de fuego.

    “Nosotros apoyamos la Segunda Enmienda. No estamos en contra de las armas y queremos trabajar con las leyes que tenemos en Texas”, explicó Solange Iriarte, voluntaria de Be SMART.  “Queremos ser una campaña de educación para los adultos que tienen armas o no tienen armas, para que ellos tengan cinco pasos de cómo… prevenir y evitar muertes o accidentes..”.

    La campaña se enfoca en la educación y en hacer conciencia acerca de las muertes infantiles a causa de armas de fuego, asimismo del resguardo responsable de las armas.

    Las madres alientan a los padres de familia y a cuidadores de niños a que sigan la campaña “Be SMART” y tomen estos cinco simples pasos para ayudar a prevenir muertes accidentales por armas de fuego llevadas a cabo por niños:

    S: Resguarde todas las armas en su hogar y vehículos.

    M: Sea un ejemplo de comportamiento responsable alrededor de las armas de fuego.

    A: Pregunte acerca de la presencia de armas de fuego que no se encuentran guardadas en  otras casas.

    R: Reconozca el riesgo del suicidio de los adolescentes.

    T: Hágales saber a sus colegas acerca de “Be SMART.”

    “En este país hay más muertes a causa de disparos no intencionales que en cualquier otro país avanzado”, continuó Iriarte.

    En los Estados Unidos, 1.7 millones de niños estadounidenses viven en hogares en donde hay armas de fuego cargadas y que no se encuentran bajo llave.

    En un estudio realizado por la Universidad de Harvard se encontró que más de dos tercios de los niños saben en dónde guardan sus papás sus armas de fuego; incluso cuando sus papás piensan que ellos no saben.

    La campaña en San Antonio ha sido un éxito para San Antonio Independent School District y también y Safe Kids San Antonio; una organización que dedica su tiempo ayudando a niños con programas que evitan una situación peligrosa.

    Los adultos que siguen “Be Smart” pueden proteger a niños vulnerables por medio del resguardo, bajo llave, de armas de fuego, descargando el arma y poniendo en otro lugar las municiones y asegurándose de que los niños nunca tengan acceso a armas no resguardadas.

    Si está interesada en más información puede comunicar a otros el mensaje de “Be SMART” (por sus siglas en inglés). Hable con sus amigos y familia acerca de la importancia de resguardar las armas de fuego de manera responsable y hágale también saber a su comunidad la importancia de esto.

    Hay voluntarios por todo el país, incluyendo San Antonio, que se encuentran disponibles para dar una presentación de 20 minutos titulada “Be SMART: Una plática acerca de los niños, las armas de fuego y la seguridad dirigida a grupos locales y organizaciones. Visite BeSMARTforKids.org para más información.

    “En el futuro queremos ser parte en la conversación de todos los adultos y padres y que salga de una forma natural y orgánica. El sentido es que no sea una conversación tabú hablar sobre tener armas y guardarlas en forma segura bajo llave en un lado”, dijo Iriarte. “Queremos que la  plática sobre armas y seguridad en casa y vehículos sea parte de la conversación  sobre la seguridad de niños y adolescentes. Quiero que vean Be SMART como una organización que va a estar en nuestra comunidad y en San Antonio para quedarse, que sea parte de nuestra cultura y parte de nuestra educación como padres”.

    LEAVE A REPLY