Los Spurs de cierre vencen 117-105 al Heat de Miami

0
12
Manu Ginóbili (20), guardia de Spurs, logró quitarse la marca del escolta Josh Richardson (0) del Heat. Ginóbili jugó 25:15 minutos en los que aportó 3 asistencias y anotó 10 puntos en la victoria de 117-105. (Foto, Franco)

Los Spurs de San Antonio contra el visitante rival Heat de Miami se agenciaron su décimo segunda victoria en el estadio AT&T Center, donde solo han registrado dos derrotas: una ante los visitantes Warriors de Golden State (actual monarca de la NBA) y otra ante los Bucks de Milwaukee.

Ante Golden State, los comandados por Gregg Popovich, cayeron con marcador de 92-112.

Contra Bucks fueron derrotados con pizarra de 87-94.

Los Spurs se vieron lentos en su arranque contra el Heat, que en el primer cuarto los superaron con marcador de 35 a 27 puntos; sin embargo, en el segundo periodo lograron imponerse con pizarra de 30 a 23, yéndose al descanso con marcador de 58 a 57 en su contra.

San Antonio en su retorno durante el tercer cuarto pudo salir adelante anotando 29 unidades por 24 de Miami.

En el cuarto periodo, los estrategas Gregg Popovich (Spurs) y Erik Spoelstra (Miami) hicieron todo lo posible para sobresalir en sus respectivos planes defensivos y ofensivos.

Jugadores de ambos lados se trenzaron en contundente batalla sobre la duela, dándolo todo por adjudicarse la ansiada victoria.

Con sus estelares y suplentes, los Spurs impusieron su estilo de juego rotándose el balón y realizando disparos de larga y corta distancia, superando al Heat con 31 puntos por 23, sumando así 60 unidades por 47 de su rival durante el tiempo complementario, quedándose con la victoria con pizarra de 117-105 y una ventaja de 12 unidades.

Miami en disparos al aro finalizó con 39 encestes en 72 intentos, para un promedio de 54.2 por ciento, superando a Spurs que concluyeron su labor con 46 aciertos en 87 tiros a la canasta que les dio un promedio de 52.9 por ciento.

En tiros triples, Miami también superó al pentacampeón con 18 de 34 encestes y promedio de 52.9 por ciento.

El anfitrión se quedó con 13 en 25 intentos, para un promedio de 52 por ciento.

En rebotes, Spurs se hicieron de 34 y el Heat de 23.

En asistencias, los de casa se pasaron el esférico en 30 ocasiones y los visitantes finalizaron con 28 asistencias.

Los titulares del Heat, encabezados por el guardia Dion Waiters, anotaron 63 puntos seguidos por suplentes que aportaron 42.

Los abridores de Spurs, capitaneados por el guardia francés Tony Parker, aportaron 68 puntos, con respaldo de los suplentes que aportaron 49 unidades.

Con su victoria, los Spurs continuaron en el tercer lugar del oeste con marca de 17-8 a 2.5 partidos de distancia del líder Rockets de Houston (18-4).

Heat puso su récord en 11-13, marca con la que sigue ocupando el décimo escaño en la Conferencia del Este a 10 partidos por debajo del súper líder, Celtics de Boston, que no baja la guardia con récord de 22-4.

“Se logró un comienzo bueno, pero con pérdida de balones Spurs lograron tomar ventaja en la defensiva y ofensiva. Seguiremos adelante en nuestro plan de juego, tenemos buen equipo para sobresalir en los siguientes partidos en los que tendremos que avanzar en nuestro plan de juego defensivo”, comentó Spoelstra.

“Contra el Heat fue el partido que esperábamos jugar, necesitábamos jugar en conjunto y pasarnos más el balón, lo cual dio buenos resultados. Se hicieron disparos buenos a la hora que se necesitó. Un día movemos más el balón y al siguiente no se logra el mismo propósito”, apuntó por su parte el escolta argentino Manu Ginóbili.

LEAVE A REPLY